Comunicación para potenciar la imagen de España como destino seguro

En la crisis que estamos viviendo los españoles hay un factor que nos diferencia del resto de países de nuestros vecinos de la Unión Europea y que supone un lastre añadido tanto económico como moral a nuestras penurias y es la crisis de confianza en la imagen como destino seguro tras el coronavirus.

Me llama poderosamente la atención que, a la hora de combatir el dichoso virus, con tasas de incidencia similares, medidas similares y resultados similares, haya sido la imagen de España y no la de nuestros vecinos la que ha quedado en entredicho.

Es sin duda el precio a pagar por ser la playa de Europa y el destino favorito de los países emisores de turismo y por ser, esta actividad económica, al mismo tiempo la gallina de los huevos de oro y el talón de Aquiles de nuestro producto interior bruto.

Huelga añadir que las peleas de gallos a las que nos tienen acostumbrados nuestra clase política y que han hecho del Congreso de los diputados una especie de ring de boxeo mediático tampoco han ayudado demasiado a apuntalar una imagen de sol, seguridad, playa y paz, que es lo que cualquier guiri centro europeo espera encontrar cuando elige España para pasar sus merecidas vacaciones.

En más de veinte años dedicada a la comunicación he tenido la oportunidad de conocer empresas, instituciones y demás entes con peor imagen de lo que en realidad eran por dentro, unas porque estaban demasiado dedicadas al negocio como para “perder” su tiempo contando lo que hacían, otras porque no creían que contarlo les fuera a reportar ningún beneficio, al menos no a corto plazo y otras tantas por qué simplemente desconocían cómo hacerlo.

Me atrevería a decir sin pretender que suene a orgullo patrio que a España le pasa algo similar en estos momentos. Su imagen en el exterior es peor de lo que los datos objetivos de su realidad avalan. ¿Pero a quien le puede interesar analizar los datos cuando es mucho más fácil tragarse un mensaje alarmista facilón?

Se están dando pasos en la dirección correcta y no en vano se ha elegido FITUR para la presentación del Certificado Digital Verde, que más allá de ser un mecanismo que facilite la movilidad, al menos es un punto en el que Europa ha logrado ponerse de acuerdo, menos mal.

Si de verdad queremos sacar de la “UCI” a nuestro turismo, el Gobierno y las Comunidades cuentan con un aliado fundamental: La comunicación, que ahora más que nuca es clave para lograr que España sea percibida como un destino seguro y de paso nos suba la moral como país.

 

Ana Pereira, Directora en Estudio de Comunicación.

@anabepereira

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
SWITCH THE LANGUAGE
Text Widget
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus quis neque vel quam fringilla feugiat. Suspendisse potenti. Proin eget ex nibh. Nullam convallis tristique pellentesque.