Confianza y optimismo empresarial

Hace días, el Instituto Nacional de Estadística español publicaba el Índice de Confianza Empresarial Armonizado del segundo trimestre de 2013. Este índice mide las expectativas de mejora, la confianza de los gestores de empresas en que el futuro les irá mejo. Resumiendo, un índice que mide el grado de optimismo de los empresarios españoles.

A pesar de que este índice ha subido 3,6 puntos desde principios de año, los gestores de establecimientos empresariales siguen pensando que su negocio no mejorará en este segundo trimestre. Los más optimistas, el 8,3% de los encuestados, cree que su negocio irá a mejor. Casi el 45% tiene la confianza en mantenerse, pero una gran mayoría, un 47%, considera que el negocio empeorará. Los empresarios son más optimistas que a principios de año pero menos que el año pasado por estas mismas fechas.

Destaca también que son más optimistas aquellos que dirigen pequeñas y medianas empresas. Es decir, los que se juegan mucho más que el sueldo en la marcha de su negocio. Si usted le pregunta al dueño de un restaurante si le va a ir mejor este trimestre le dirá que puede que sí. Si se lo pregunta al socio fundador de un bufete de abogados con menos de 50 personas a su cargo, le dirá que espera que sí. Pero si le pregunta a una gran empresa con más de 1.000 empleados, no tenga duda de que su respuesta será No.

¿Qué papel desempeña la Comunicación en un entorno empresarial tan pesimista? Uno fundamental, sin duda. A mi juicio, y les invito a que me trasladen todas sus opiniones al respecto, el primer paso para crecer y mejorar, ya sea un negocio o la carrera profesional de una persona, es creer que se puede y debe mejorar. No conformarse.

¿Puedo mejorar?, ¿puedo vender más?, ¿debo crecer y salir al exterior?, ¿debo ampliar mi cartera de productos? Si la respuesta es sí, entonces toca plantearse el cómo y desarrollar un plan de negocio para lograr esos objetivos.

¿Dónde se encuentra la Comunicación en este proceso?, pues en el estadio básico imprescindible de creer y confiar en que se puede cambiar y mejorar. La Comunicación es esencial en el objetivo de crear, incluso en los momentos más complicados de recesión y recortes, un ambiente adecuado en el que todos los implicados en el proyecto puedan sentirse partícipes del nuevo proceso que se inicia, esencial para encarar con éxito los cambios que permitirán mejorar la posición de nuestro negocio para garantizar su viabilidad de futuro.

Por Támar Salazar, consultora sénior de Estudio de Comunicación. España

@TamarSalazar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
SWITCH THE LANGUAGE
Text Widget
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus quis neque vel quam fringilla feugiat. Suspendisse potenti. Proin eget ex nibh. Nullam convallis tristique pellentesque.