El diálogo cotiza al alza

La ironía ha sido siempre una buena herramienta parlamentaria. La agresividad, si se usa bien, también. Pero los ciudadanos parece que han dicho basta a los clásicos. Si el mensaje no se adapta a los tiempos, al menos deben hacerlo las formas. Pocas veces se recuerda el contenido de un discurso, menos aún datos o propuestas concretas. Pero en la memoria colectiva permanecen siempre las sensaciones que ese discurso provoca. Y en la primera tanda de la sesión de investidura parece que lo que ha subsistido es la apuesta por el consenso de unos y el combate al enemigo de otros. El diálogo cotiza al alza. O eso al menos es lo que nos dice la encuesta de Metroscopia realizada ayer jueves, solo un día después de la fallida votación de investidura de Pedro Sánchez.

La encuesta concluye cuatro cosas claras. 1./ Albert Rivera es quien se lleva el mayor número de aplausos anónimos, es el mejor valorado de los líderes políticos que intervinieron en el debate (24 puntos).No sabemos si los votantes recuerdan el detalle de las propuestas que integran el pacto Ciudadanos-Psoe que él detalló en su discurso, pero claramente aprueban su tono dialogante y su apuesta por el consenso entre contrarios. 2./ Pedro Sánchez consigue posicionarse entre los suyos y entre los ajenos. Logra un saldo positivo de aprobación de 72 puntos entre los votantes socialistas y el mayor porcentaje de aprobación entre el público general como próximo presidente de España. 3./ Los tiempos de Mariano Rajoy ya han pasado: el 37% de sus votantes cree que debería dar paso a su sucesor y ocho de cada 10 españoles opinan lo mismo. 4./ El éxito futuro de Pablo Iglesias puede estar en manos de Izquierda Unida. La ciudadanía en general suspende su intervención, pero incluso Mariano Rajoy obtuvo mejor puntuación entre sus electores. Es decir, que Pablo Iglesias podría perder algunos de los votantes que obtuvo “prestados” por el PSOE, una pérdida solo superable si, en el caso de próximas elecciones, Podemos e Izquierda Unida concurrieran en coalición para sumar votos.

Esta tarde sus señorías vuelven a votar. Una segunda vuelta en la que no se esperan novedades respecto a la primera. Sin embargo, ahora sabemos, según nos cuenta Metroscopia, que cuando PP y Podemos vuelvan a rechazar el pacto de Pedro Sánchez y Albert Rivera estarán haciendo caso omiso del 30% y el 39% de sus propios votantes, que piden el voto a favor o la abstención. Si quieren volver a convencerlos de que hacen lo correcto, tendrán que revisar sus intervenciones y lograr que, al menos, parezca que apuestan por el diálogo y son Sánchez y Rivera los que lo impiden.

Por Elena Marín, consultora sénior de Estudio de Comunicación España.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
SWITCH THE LANGUAGE
Text Widget
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus quis neque vel quam fringilla feugiat. Suspendisse potenti. Proin eget ex nibh. Nullam convallis tristique pellentesque.