Eso no se pregunta

Una de las últimas entrevistas de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ejemplifica uno de los errores más comunes que pueden cometerse en las intervenciones ante los Medios de Comunicación. La presidenta, visiblemente contrariada, le leía la cartilla a una periodista de TeleMadrid con un sonoro “eso no se le pregunta a una presidenta autonómica”. Ayuso, rompía así una de las reglas de oro que deben observar en cualquier comparecencia pública: “no hay pregunta incómoda sino respuesta adecuada”. Y desde luego, la dada por Ayuso no fue la más conveniente. Los periodistas pueden preguntar y repreguntar lo que quieran (entiéndase con los límites racionales de la vida privada) y más a un cargo público.

Vale que quizás estaba cansada. Era un domingo por la noche. El mismo domingo en que el presidente del Gobierno anunciaba un nuevo estado de alarma con posibilidad de extenderse hasta el próximo mes de mayo. Vale que quizás está sometida a una fuerte presión política y mediática. Su vicepresidente Aguado parece no estar siempre de acuerdo con ella, algo que los Medios airean a la menor ocasión. Vale que quizás a ella no le correspondía “bajar a esos detalles” como le dijo a la entrevistadora que le pregunto por los recursos humanos del nuevo hospital de Valdebebas. Vale quizás todo eso. Pero lo que NO VALE es su respuesta. Ni el cansancio, ni la presión ni incluso el poder llevar razón justifican esa “salida” que marcó un punto de inflexión, a peor, en la entrevista, a pesar de que Díaz Ayuso se esforzó en señalar una y otra vez que la construcción del nuevo hospital era una buena noticia.

A buen seguro que la señora Ayuso ha recibido una formación de portavoces o, al menos, indicaciones de como trasladar a la opinión pública sus argumentos de la manera más eficiente. Ser claro en la exposición, huir de tecnicismos innecesarios, incidir, sin cansar, en los mensajes principales y contestar, sin sobresaltos, a todas las preguntas y repreguntas que puedan trasladarle. Esos son solo algunos de los mantras, sencillos pero efectivos, que cualquier portavoz debe tener en cuenta para una comparecencia ante los Medios.

Sin entrar a juzgar la totalidad de la entrevista de la presidenta de la Comunidad de Madrid, sí creo que puede dar lugar a un recordatorio para todos aquellos portavoces políticos o empresariales:  tan importante es el contenido como la forma. Lo que se dice y cómo se dice. Y mucho más si es ante una cámara de TV. Y como hacen los buenos tenores: antes de la actuación ¡ensayar!.

Por Charo Gómez, socia en Estudio de Comunicación España.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
SWITCH THE LANGUAGE
Text Widget
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus quis neque vel quam fringilla feugiat. Suspendisse potenti. Proin eget ex nibh. Nullam convallis tristique pellentesque.