Nuevos cambios en WhatsApp

Aunque parecía complicado de superar, el 2020 no ha ensombrecido al año contiguo en cuanto a cambios sorprendentes. El 2021 apenas gatea y aun así hemos sido bombardeados informativamente, con la reciente interrupción de la investidura de Joe Biden como nuevo presidente de los Estados Unidos tras el asalto al Capitolio en Washington DC o el gran temporal Filomena. No obstante, no debemos perder de vista otros cambios que, sin resultar tan impactantes, también implican consecuencias de interés general. Hablamos de la nueva política de privacidad de WhatsApp, la popular red social de mensajería líder en España, por encima de otras como Telegram, Line o Messenger. Puede que, con este giro de los acontecimientos, estas tres últimas tengan una oportunidad de crecer frente a su competidora.

Después de que fuera adquirida por Facebook, WhatsApp finalmente ha aplicado, con el cambio de año, una política de privacidad que le permite compartir los datos de los usuarios de WhatsApp con Facebook. Se trata de una serie de cambios en los términos de uso y política de privacidad que obliga a los usuarios a otorgar a Facebook acceso a sus datos. El usuario debe aceptar esta condición si quiere poder seguir utilizando la aplicación. A lo largo de estos días, a los usuarios de esta red social nos ha asaltado un mensaje emergente al abrir la aplicación que nos instaba a aceptar compartir nuestros datos con Facebook, que podrá utilizarlos para “el resto de sus servicios y propósitos”.

Los datos que compartimos con Facebook al aceptar los términos de condiciones de WhatsApp son de carácter personal nuestro nombre y número de teléfono, pero también sobre el dispositivo o terminal en el que estemos ejecutando la aplicación, el sistema operativo, transacciones realizadas, ubicaciones compartidas o los contactos que tengamos agregados. Para los usuarios de la Unión Europea, sin embargo, la experiencia no será igual, ya que estamos acogidos a la normativa de protección de datos GDPR (Reglamento General de Protección de Datos), que impide a Facebook compartir los datos de WhatsApp con el resto de la compañía para interés propio de la empresa, por lo que los usuarios estamos protegidos por las condiciones y acuerdos a los que se llegó con la Comisión Europea en 2016.

No obstante, estos no son los únicos cambios que vienen aparejados a las recientes condiciones de uso. Tendremos también nuevas actualizaciones como la versión empresarial que permite realizar compras directamente desde la aplicación, la posibilidad de realizar videollamadas y llamadas desde la versión web o escritorio, o la autodestrucción del contenido visual incluso después de que el destinatario haya abierto el archivo. Eso sí, también recibiremos anuncios específicos que aparecerán como aviso particular en la aplicación con herramienta de redireccionado, no a través del chat.

Siempre pensamos que nos encontramos en el momento de mayor brillantez digital, porque cada día mejoramos y avanzamos en la transformación digital. No obstante, eso no quiere decir que aún no queden grandes avances, cambios y nuevas regulaciones para las mismas. Estar a la orden del día de las tendencias tecnológicas y online no puede quedarse simplemente en surfear una gran ola. Las compañías deben estar a la cabeza, liderando el cambio y estando preparadas para adaptarse llegue lo que llegue.

Por Mérida Miranda, consultora en Estudio de Comunicación.

@MridaMiranda1

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
SWITCH THE LANGUAGE
Text Widget
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus quis neque vel quam fringilla feugiat. Suspendisse potenti. Proin eget ex nibh. Nullam convallis tristique pellentesque.