Periodismo digital, navegar en un mar de dudas

 
huescaperiodismodigitalpeq

El congreso de Periodismo Digital que acaba de celebrar su décima edición ha puesto sobre el escenario del recién inaugurado – y fantástico – palacio de congresos de Huesca toda la actualidad del universo web más cercano al periodismo a los blogs y a fenómenos tangentes a este ámbito como las comunidades virtuales.

Que el congreso haya alcanzado ya su décima edición evidencia una realidad: el fenómeno Internet, pese a su constante crecimiento y evolución, está absolutamente consolidado y, a fecha de hoy, resulta inseparable de la cultura y el hacer no sólo de la generación “nativa digital” sino incluso de los individuos menos tekis que, casi sin excepción, no podrían hoy vivir sin alguno de los servicios de la red.

De la constante evolución surgen también continuas incertidumbres y los responsables de periódicos, televisiones o radios presentes en Huesca lo han dejado claro. Cada medio ensaya su camino y todos saben que la integración de las tecnologías es tan necesaria como evidente que, a día de hoy, no hay dos fórmulas iguales para llevarla a cabo.

Si en el mundo analógico los periódicos, las radios o las TV comparten los mismos modelos de concebir y realizar su producto, en el universo Internet las fórmulas están en plena fase de experimentación mediante ensayo y error. Queda mucho para saber cuál va a ser la fórmula de éxito con la que desarrollar una historia periodística que pueda nacer en el papel o en la radio y, vía web, se apoye en contenidos enriquecidos con fotografía, vídeo, sonido, infografía, etc.. Pero de lo que no cabe duda es de que el usuario es un “homo multimedia” que lo mismo lee el papel que la pantalla del ordenador, que ve un vídeo o una foto o escucha una locución. Cualquier fórmula de éxito no puede dejar al margen esa evidencia ni el hecho de que además Internet es el único medio que gana audiencia año tras año.

 

Está sobre la mesa la definición de un nuevo paradigma del periodismo y del periodista en el que hay que definirlo todo: si tiene que hacer fotografía o hacer vídeo también, si debe escribir sólo para el papel o hacerlo para la red al mismo tiempo, si las redacciones deben ser separadas o integradas, si las exclusivas deben difundirse por Internet o ser guardadas para los medios tradicionales…

 

Y mientras toda esta caterva de dudas obliga a los responsables de los medios a hacer una extenuante gimnasia mental, los ingresos de publicidad de todos los medios – excepto en Internet- se han recortado drásticamente y el número de periodistas en paro es más alto que nunca y va a aumentar a medida que se realicen los procesos de reestructuración de los grandes grupos y que, al final de este curso, 3.000 nuevos licenciados abandonen las 33 facultades de periodismo existentes en España.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
SWITCH THE LANGUAGE
Text Widget
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus quis neque vel quam fringilla feugiat. Suspendisse potenti. Proin eget ex nibh. Nullam convallis tristique pellentesque.