#Periodismo: El mejor oficio del mundo, los peores planes de estudio

Los planes de estudio de las facultades de periodismo, si tenemos en cuenta su utilidad para después ejercer esta profesión, están bastante alejados de la realidad e incrementan la brecha ya existente entre formación teórica y formación práctica. Esta es una de las conclusiones que se desprenden del informe El periodista frente a su formación, elaborado por Estudio de Comunicación en colaboración con la agencia Servimedia. El texto, fruto de entrevistas a cerca de 600 ‘plumillas’ de todas las edades, señala que estos le otorgan una mediocre puntuación al plan de estudios que le tocó vivir a cada uno: un 2,6 sobre 5. Un resultado bastante por debajo del obtenido por la formación académica (3,2) o por el profesorado (3).

Finalicé la carrera hace más de diez años. Mi promoción fue la primera de un plan nuevo, y la penúltima también, ya que un año después de graduarnos, los planes de estudio volvieron a cambiar. Lo que recuerdo de aquellos años fue un sinfín de asignaturas de cultura general (economía, derecho, literatura, historia…) y otro puñado de materias relacionadas con el ejercicio de la profesión, sí, pero teóricas. Estudiamos fotografía sin tocar una cámara, y en maquetación nos obligaron a comprar el famoso tipómetro. Es más, tuvimos que escuchar como el profesor argumentaba que, si en un periódico se iba la luz, los periodistas sacaban este utensilio del cajón (donde supongo que tenían también la petaca) y terminaban el diario a mano. Y sí, ya habíamos entrado en el siglo XXI.

También nos vimos obligados a estudiar una serie de materias en las que se discutía si las Relaciones Públicas eran una ciencia o no, o en las que aprendíamos cómo se realizaba el cosido después de la impresión. Con todos mis respetos, eso nos resultó de bastante poca utilidad a la hora de enfrentarnos por primera vez a un micrófono de radio.

Pensé que la mediocridad de los planes de estudio era algo que me había tocado a mí generación pero, por lo que se desprende del estudio, es algo consustancial a la carrera de periodismo. Está claro que, desde que en 1976 obtuviera su título la primera promoción de Ciencias de la Información en nuestro país, hay algo que falla. Es necesario, por tanto, analizar las causas de este fracaso y -temida expresión para cualquier periodista-, darle una vuelta a los planes de estudio.

Por Susana Gómez, consultora sénior de Estudio de Comunicación España.

@S_GomezD

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
SWITCH THE LANGUAGE
Text Widget
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus quis neque vel quam fringilla feugiat. Suspendisse potenti. Proin eget ex nibh. Nullam convallis tristique pellentesque.