Condenado por los Medios

El Publicista, 25/11/2011.- Juan Francés, consultor senior de Estudio de Comunicación, opina sobre la repercusión de los denominados “juicios mediáticos” en la reputación de las empresas e instituciones. Puede ver aquí la reseña o ir al las páginas de El Publicista.

—————

Los procesos judiciales que saltan a la luz pública y generan el interés de los medios de comunicación derivan, en la mayoría de los casos, en un juicio paralelo cuya resolución puede tener una influencia decisiva en el veredicto final. Esa influencia suele ser siempre para mal, es decir, para agravar la condena. De ahí que toda persona, física o jurídica, que se vea envuelta en el torbellino de un proceso judicial y otro mediático, debe hacer un doble esfuerzo: uno volcado en el procedimiento legal y otro, en el mediático.

La guerra se libra en ese doble frente y para ganarla hay que defenderse en ambos. De ahí la importancia no sólo de contar con un bufete de abogados que te defienda sino también de un equipo de comunicación, que se encargue de gestionar ese otro frente. Además, ambos equipos deben trabajar de la mano, ejerciendo de apoyo mutuo, codo con codo, uniendo fuerzas.

En estos casos, la gestión de la comunicación debe discurrir en paralelo a la legal. En función del caso concreto, las estrategias de los abogados y de los asesores de comunicación deben ir acompasadas, sin distorsión alguna y con los mismos mensajes (ajustados a cada uno de los públicos a los que va dirigido).

Por ejemplo, un imputado tiene todas las papeletas para ser condenado y la posibilidad de que sea declarado inocente es muy remota. Los abogados lo tienen claro: su defendido es culpable y así lo va a entender el juez. Pues bien, desde ese punto de partida, su misión, a grandes rasgos, es la de tratar de atenuar la condena lo máximo posible. No cabe otra posibilidad. La estrategia de comunicación debe ir encaminada a dar apoyo a ese planteamiento jurídico. No se trata de defender la inocencia del acusado a capa y espada, porque no resultaría creíble para los periodistas ni para la sociedad en general, sino de generar mensajes dirigidos a explicar el comportamiento del imputado por el que es juzgado. Es decir, se trata de que los periódicos, en su ‘juicio’ mediático y paralelo, tengan en consideración los argumentos en defensa del acusado. Una de las labores del asesor de comunicación en estos casos es la de que los periodistas compren los argumentos de la defensa –o la acusación- y los incluyan en sus artículos con el fin último de lograr una mejor comprensión del caso por parte de los lectores.

Otro factor muy relevante en estos procesos es el de los tempos del caso. El juicio mediático y el legal marcan tempos distintos. El mediático avanza mucho más rápido que el jurídico. El interés social por el caso exige novedades a diario para que los medios puedan redactar nuevos titulares y así mantener el seguimiento del tema. Por ello se hace imprescindible una buena gestión de la información diaria, por poca que sea o irrelevante que parezca, desde el punto de vista jurídico. Porque el flujo incontrolado de la información que salga del juzgado o de cualquiera de las partes del proceso, puede derivar en una interpretación injusta para la contraria y que suponga una distorsión del camino judicial hacia el veredicto final.

Esas distorsiones pueden hacer que la sociedad vea al imputado como el perfecto culpable cuando en realidad no lo es. Así, por ejemplo, la presión mediática y social podría ser tan fuerte como ejercer una gran presión sobre la independencia de los jueces a la hora de resolver el caso en favor de una u otra parte.

En conclusión y en aquellos procedimientos que captan el interés social y mediático, el trabajo conjunto del equipo legal y el de comunicación es imprescindible para lograr que la persona imputada tenga un veredicto justo y se respete la presunción de inocencia.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
SWITCH THE LANGUAGE
Text Widget
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus quis neque vel quam fringilla feugiat. Suspendisse potenti. Proin eget ex nibh. Nullam convallis tristique pellentesque.