Tuits entre la denuncia y el rigor

 

Alguno de los muchos indignados por la marcha de las cuentas públicas ha abierto una cuenta en Twitter cuyo fin es contar a sus seguidores en qué se gasta -mejor: en qué despilfarra- el dinero público. Un ejemplo es el de Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea, empresa pública más conocida como AENA.

Los responsables de la cuenta @AenaGASTOS se identifican con una fotografía de Kim Jong-Un, el actual primer mandatario norcoreano, y en su ‘bio’ dicen “PARODIA del querido líder Kim Jong-Un dando ideas a AENA sobre como AHORRAR DINERO PúBLICO en época de crisis analizando su Web de Contratación”, http://contratacion.aena.es.

Ironías al margen, los responsables del perfil miran la web y sitúan en primer plano lo que ellos consideran gastos superfluos. Y aquí empezamos a encontrar datos para reflexionar sobre el sentido de todo esto en materia de Comunicación. El primero, que esos rapidísimos 140 caracteres convertidos en instrumento de denuncia tienen una eficacia notable. Por ejemplo, uno de los tuits, contando que AENA abrió licitación por 18.000 euros para adquirir 17.500 bolígrafos destinados al aeropuerto de Barcelona, ha “incendiado” la red. Obviamente, nadie explica que AENA es una empresa comercial que vende servicios a empresas aéreas de todo el mundo y que los ‘bolis’ pueden ser un reclamo publicitario previsto en una campaña de publicidad más amplia.

No se trata de justificar o criticar algo. Sólo de recordar que el uso de un dinero puede ser, en efecto, puro despilfarro, pero también inversión en intangibles como la imagen corporativa, por poner un ejemplo. Y aquí llega el segundo de esos datos para la reflexión en forma de pregunta: ¿se puede dotar de rigor a una cuenta en Twitter basada en sacar “a la palestra” posibles actuaciones negligentes de empresas y Administraciones públicas? Personalmente creo que sí, asociando la cuenta a un bitácora en el que se exponga el criterio de los “denunciantes” más allá de incendiarios 140 caracteres, que en este caso deben tener el sentido de un titular o una llamada de atención. Los tuits por sí solos, y aún enlazados con la web de “los pecadores”, como en el caso que comentamos, pueden pasar de ser un instrumento de denuncia adecuado y deseable a una pura herramienta de manipulación de la opinión pública.

Por Jesús Ortiz, consultor senior.

@JesOrtizAl

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
SWITCH THE LANGUAGE
Text Widget
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus quis neque vel quam fringilla feugiat. Suspendisse potenti. Proin eget ex nibh. Nullam convallis tristique pellentesque.